Nuestro dormitorio es el lugar más íntimo que tenemos. Cada parte de él muestra un aspecto de nuestra personalidad e incluso alguna foto o anécdota interesante de nuestra historia. Y lo hace incluso aunque no tengamos intención de ello. Otros prestan mucha atención a su decoración y prefieren adaptarlo totalmente a sus gustos. Si este es tu caso y no sabes por dónde empezar, pues la cabecera de cama es buena opción.

A pocos se les ocurre, pero una excelente idea de decoración para interiores, y concretamente, para dormitorios, es personalizar la cabecera de cama. Pero ¿cómo hacerlo? Pues bien, las opciones abundan. Puedes usar imágenes prediseñadas, fotos sacadas de Internet con las que te identifiques e incluso usar algunas tomadas por ti. Sea cual sea el caso, Didot puede imprimirlas en la mejor calidad para ti.

¿Qué motivos usar para decorar la cabecera de cama?

Ya que entramos de lleno en el tema, muchos se estarán preguntando cómo decorar su cabecera de cama. Siendo este el lugar en que dormimos, suena lógico colocarle temas que nos evoquen buenas sensaciones y recuerdos. Por ejemplo, algunas personas son fanáticas de las fotos de paisajes; otras aman los detalles que aluden al cielo; otras podrían colocar frases que transmitan fortaleza y estimulen la paz interior.

Por otro lado, están quienes ya tienen una idea de decoración para toda la habitación. En este caso, la selección de la foto que colocarán en la cabecera de cama se vuelve mucho más importante. Y es que esta puede ser la cereza en el pastel y lograr la armonía deseada; o bien discordar totalmente con el resto de los elementos. He allí la importancia de ser especialmente selectivos con la imagen.

La calidad de la imagen importa

Una vez hayas escogido la foto que quieres para tu cabecera de cama, es importante considerar la calidad de la misma. Y es que puede gustarnos mucho, pero si no está en las proporciones adecuadas, por ejemplo, para ampliarla, el resultado podría ser decepcionante. Al imprimirse, podría salir pixelada y definitivamente nadie quiere algo tan difícil de mirar en el lugar en que duerme.

Si necesitas apoyo en ello, nuestro equipo puede ofrecértelo. Con ello no nos referimos únicamente a la selección de una imagen con las proporciones adecuadas; también a su adecuación a tu cabecera de cama para que el resultado quede justo y como esperas. Contamos con un equipo de diseño gráfico que puede ayudarte incluso con la personalización a partir de una imagen de base.

Materiales idóneos para tu foto de cabecera de cama

Ahora bien, otra pregunta común es el material en el cual plasmar la foto para cabecera de cama. Nuestra empresa no solo se encarga de la edición y diseño de imágenes, sino también de ofrecer los materiales más idóneos para cada ocasión. Entre ellos, el forex, un plástico barato y resistente; el lienzo, el foam cartón pluma, el cartón microcanal corrugado y el dibond. Te hablamos de cada uno para ayudarte a elegir.

Forex

El forex print es un pvc, es decir, un plástico, muy popular debido a su bajo costo, ligereza y elevada resistencia. Es uno de los favoritos en lo que respecta a la impresión de imágenes decorativas, incluida alguna foto para cabecera de cama. Es útil tanto para espacios cerrados como para exteriores, pero se recomienda evitar exponerlo a temperaturas elevadas por obvias razones.

Foam o cartón pluma

Por otro lado, tenemos el foam o cartón pluma, que destaca también por ser muy ligero. Esto no solo lo hace fácil de instalar, sino también muy útil para la decoración en interiores (sobre todo cuando hay mudanzas frecuentes). Además, es, de cierta forma, personalizable puesto que se puede fabricar en diferentes grosores. Esta también es una buena opción para colocar una foto de cabecera de cama.

Cartón microcanal corrugado

Continuando con los materiales ligeros, tenemos el cartón microcanal corrugado. Como indica su nombre, está compuesto por una o varias capas de cartón ondulado, cuyas caras, a su vez, se recubren de cartón blanco. Se trata de una opción también bastante práctica por su versatilidad y bajo costo. A pesar de ello, no se recomienda para uso en exteriores, pero puedes usarlo con confianza para tu cabecera de cama.

Dibond o aluminio cepillado

Y, por último, una opción más rígida que todas las mencionadas hasta ahora. El dibond está compuesto de dos capas de aluminio blanco o cepillado y polietileno. Hablamos de uno de los preferidos para paneles metalizados, ¿qué mejor para una cabecera de cama sofisticada? Pero, por si te interesa, sirve tanto para espacios interiores como para exteriores; en efecto, es muy versátil.